Noticias

¿Cómo influyen los medios de comunicación en el desarrollo de nuestros hijos?

La televisión puede ser una influencia poderosa en el desarrollo de un sistema de valores y en la formación del comportamiento.

 

Desgraciadamente, una gran parte de la programación actual es violenta. Cientos de estudios sobre los efectos de la violencia en la televisión en los niños y los adolescentes han encontrado que los niños pueden:

  • Volverse "inmunes" al horror de la violencia.

  • Gradualmente aceptar la violencia como un modo de resolver problemas.

  • Imitar la violencia que observan en la televisión.

  • Identificarse con ciertos caracteres, ya sean víctimas o agresores.

El impacto de la violencia en la televisión puede ser evidente de inmediato en el comportamiento del niño o puede surgir años más tarde y la gente joven puede verse afectada aun cuando la atmósfera familiar no muestre tendencias.

Esto no indica que la violencia en la televisión sea la única fuente de agresividad o de comportamiento violento, pero es ciertamente un factor contribuyente significativo.
 

Los padres pueden proteger a los niños de la violencia excesiva en la televisión de la siguiente manera:

  • Prestándole atención a los programas que los niños ven en la televisión y mirando algunos con ellos.

  • Estableciendo límites a la cantidad de tiempo que pueden estar mirando televisión; considerando quitar el televisor del cuarto del niño.

  • Señalándoles que, aunque el actor no se ha hecho daño ni se ha muerto, tal violencia en la vida real resulta en dolor o en muerte.

  • Negándose a dejar que los niños miren programas que se sabe contienen violencia y cambiando el canal o apagando la televisión cuando se presenta algo ofensivo, explicándoles qué es lo que no está bien en el programa.

  • No dando su aprobación a los episodios violentos frente a sus hijos, enfatizando la creencia de que tal comportamiento no es la mejor manera de resolver un problema.

  • Contrarrestando la presión que ejercen sus amigos y compañeros de clase, comunicándose con otros padres y poniéndose de acuerdo para establecer reglas similares sobre la cantidad de tiempo y el tipo de programa que los niños pueden mirar.

Blog Auxi Rueda_original.jpg